martes, 9 de junio de 2015

¿Las TIC en el aula son un medio o un fin?




Según está planteada la pregunta, su respuesta parece trivial, pero en el día a día, ¿tenemos claro cómo abordarlo? Aquí parece que surgen algunas dudas.




Actualmente, la mayoría de los estudiantes, por no decir todos, usan smartphones, tabletas, ordenadores y tienen gran experiencia navegando en Internet desde pequeños. La familiaridad de los alumnos con los aparatos electrónicos puede ser una gran palanca en el campo de la educación. De hecho, los smartphones están empezando a cambiar el proceso de educación (Eisele-Dyrli, 2011). La portabilidad hace que móviles y tablets sean muy útiles para la educación ya que tienen los libros de texto en modo electrónico, pueden resolver cualquier duda en Internet y, un punto muy importante, están conectados con el profesor y sus compañeros en todo momento del día.

Realmente, ¿este es el objetivo que se pretende alcanzar desde el punto de vista de una educación integral? Personalmente pienso que debemos aspirar a miras más altas y reflexionar sobre los siguientes aspectos:
  • ¿Los chicos son dueños de las Tecnologías o son ellas las que les dominan?
  • ¿Afectan a su socialización, formas de expresión y demás competencias transversales?
  • ¿Educamos correctamente para hacer un uso responsable y con libertad?
  • Estas herramientas, ¿son vitales o son un instrumento de trabajo?

Si no tenemos claros estos puntos desde la perspectiva docente y familiar, nos va a ser imposible manejar la situación. Es el momento de coger las riendas, detenernos un instante y pensar donde queremos poner el foco educativo de nuestros hijos y alumnos. Pongamos la Tecnología al servicio de las personas y sigamos alerta ante los cambios tan frecuentes que nos tiene acostumbrados la Era de la Información.


 Raúl Miranda López
@raulmirandal
Padre y profesor de Tecnología.